Inicio de sesión

¿​Qué son los Pactos Territoriales?

​​Son un acuerdo marco de voluntades cuyo propósito es articular políticas, planes y programas orientados a la gestión técnica y financiera de proyectos de alto impacto.

Se convierten en una herramienta de planeación regional, subregional y departamental, de la que pueden formar parte las entidades territoriales, esquemas de asociación territorial y subregiones funcionales.

Promueven la movilización y articulación de múltiples actores, con el fin de definir y priorizar las inversiones estratégicas, de acuerdo con las necesidades y oportunidades identificadas conjuntamente, e implementar un modelo de financiación que permita integrar fuentes y lograr mayores y mejores resultados.

Los Pactos Territoriales se crean en el Plan Nacional de Desarrollo 2018-2022 'Pacto por Colombia, pacto por la equidad' con el fin de potenciar el desarrollo regional.

​​¿Cuál será el impacto de los Pactos Territoriales en el desarrollo territorial?

Al conectar territorios, gobiernos y poblaciones, los Pactos Territoriales crean condiciones y entornos propicios para afianzar la descentralización y aprovechar el potencial productivo y de desarrollo de los departamentos y municipios.

¿Cuántos tipos de Pactos Territoriales hay?

Se pueden identificar tres tipos de pactos: 

  • Pactos regionales: nueve pactos que integran las regiones definidas en las bases del Plan Nacional de Desarrollo 'Pacto por Colombia, pacto por la equidad'.
  • Pactos departamentales: para los departamentos de La Guajira y Chocó, priorizados para el desarrollo de las estrategias diferenciadas, de acuerdo con las bases del Plan Nacional de Desarrollo "Pacto por Colombia -pacto por la equidad".
  • ​​​Pactos funcionales: que integra los municipios que tengan relaciones funcionales. 
​Las inversiones se enfocarán en proyectos de alto impacto económico y social, que logren consolidar y promover el desarrollo de los territorios.  

Se identificarán inversiones estratégicas de manera conjunta entre diferentes actores, considerando tanto las necesidades del territorio, como sus potencialidades, su vocación, sus ventajas comparativas y competitivas, su cultura y sus condiciones particulares, así como la complementariedad de acciones requerida entre regiones y entidades territoriales.